top of page

JPMorgan Adquiere First Republic Bank Ante Recate Fallido


billetes de un dólar

JPMorgan adquirió First Republic Bank en una transacción liderada por el gobierno para la entidad fallida, minimizando el daño al fondo de garantía de la Corporación Federal de Seguros de Depósito (FDIC, por sus siglas en inglés) de EE. UU. La adquisición permitió que el banco más grande de EE. UU. se expandiera aún más, ya que adquirió $173 mil millones en préstamos, $30 mil millones en valores y $92 mil millones en depósitos. El acuerdo incluye un acuerdo de reparto de pérdidas para cubrir préstamos hipotecarios residenciales y préstamos comerciales. La adquisición se produjo después de que esfuerzos de rescate privados no lograron llenar el agujero en el balance de First Republic y los clientes retiraron sus depósitos. La transacción generará más de $500 millones de ingresos netos adicionales al año y se espera que JPMorgan reconozca una ganancia única de $2,6 mil millones. El director ejecutivo de JPMorgan, Jamie Dimon, dijo en un comunicado que su fortaleza financiera, capacidades y modelo de negocio les permitieron desarrollar una oferta para ejecutar la transacción de manera que se minimicen los costos para el fondo de seguro de depósito. El acuerdo se cerró después de que First Republic fue tomada por reguladores debido a malas inversiones y a una corrida de depósitos. Los detalles del acuerdo no fueron revelados, pero JPMorgan pagará $10,6 mil millones a la FDIC y se estima que incurrirá en costos de reestructuración relacionados por $2 mil millones durante los próximos 18 meses.


Las acciones de JPMorgan aumentaron un 3,9% en las primeras operaciones de Nueva York. La transacción hace que JPMorgan sea aún más grande, lo que los funcionarios del gobierno han tratado de evitar en el pasado. Por restricciones regulatorias estadounidenses, su tamaño y su participación existente en la base de depósitos de EE. UU. evitarían que, en circunstancias normales, expandieran su base de depósitos mediante una adquisición. No obstante, se espera que esta transacción genere más de $500 millones de ingresos netos adicionales al año.


First Republic Bank se especializa en banca privada para personas adineradas, y, como otros bancos regionales, se vio presionada cuando la Reserva Federal aumentó las tasas de interés para combatir la inflación, lo que afectó el valor de los bonos y préstamos que el banco compró cuando las tasas eran bajas. Además, los depositantes huyeron, en parte en busca de mejores rendimientos y luego por temor a medida que se difundían las preocupaciones sobre la salud de First Republic. La entidad se fundó en 1985 con menos de 10 personas y fue creada por el presidente Jim Herbert. En julio de 2020, el banco se ubicó como el decimocuarto más grande de EE. UU., con 80 oficinas en siete estados y empleaba a más de 7.200 personas al final del año pasado.


Fuentes: Bloomberg, Reuters.

4 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page