• FM

En proyecto la expansión y tránsito de la I-270 hacia Tysons / Dulles.


Una opción es que el estado construya rampas de solo autobuses en nuevos carriles administrados (carriles de peaje / HOV / autobús) y opere un método de tránsito ligero de autobús (BRT) de alta calidad.

Debemos mantenernos firmes en contra de cualquier residencia o negocio en una expansión. El Condado se opone firmemente a cualquier aplicación para expandir el Beltway más allá del adecuado avance existente.

Pero apoyamos absolutamente la posibilidad de incorporar un empalme de circulación importante a Nova. Con rampas y carriles dedicados, los vehículos de BRT podrían dejar atrás el tráfico, ingresar y salir ágilmente de la autopista y facilitar un desplazamiento suelto desde los principales destinos del condado de Montgomery, como Clarksburg, Gaithersburg, Rockville y North Bethesda.

Este nuevo acontecimiento está ganando apoyo. La semana pasada, el presidente del Comité de Transporte, Tom Hucker, tomo medidas y preparo un informe al secretario Rahn, firmado por el Consejo y el Ejecutivo del Condado, Marc Elrich, que detalla muchos problemas con la perspectiva del Estado y describe nuestro panorama alternativo.

No queremos convertirnos en una comunidad de dormitorios para el norte de Virginia. Necesitamos fundar nuestra propia base económica para que nuestros residentes no tengan que salir fuera del Condado en la búsqueda de buenos trabajos.

Asimismo, en una economía regional, necesitamos una combinación de transporte público de alta calidad

desde el Condado de Montgomery a los centros de trabajo en el norte de Virginia. Mientras que Metro toma una hora y 15 minutos desde Shady Grove a Tysons, un viaje de BRT (Bus de Tránsito Rápido) podría tomar solo 30. Además de las nuevas rampas de BRT en la I-270, el comunicado exige más servicios en la línea MARC Brunswick. MARC será una excelente conexión para muchos residentes con la economía tecnológica de Amazon en Crystal City, si podemos invertir y hacer que los trenes MARC lleguen a National Landing.

Incluso hay un novedoso modelo para un monorriel en el corredor I-270, que deberíamos examinar, adyacente a la extensión de la Línea Roja del Metro. Todo esto debería ser acorde al plan de expansión del corredor. Pero Hogan y Rahn argumentan que no necesitan hacer nuevas inversiones de tránsito actualmente. Afortunadamente, los funcionarios electos de nuestro estado del condado están criticando vigorosamente los planes.

Igualmente nos preocupa que el Estado no pretenda cumplir su promesa de respetar los derechos de paso existentes en el Beltway comenzando en la I-270 hasta Silver Spring. Allí, el derecho de paso es a menudo sólo 200 pies. La extensión puede solicitar conexión a tierra en Rock Creek Park, hogares o negocios. Eso es impracticable y francamente impensable. Tenemos una mejor manera de progresar, y el Gobernador debe trabajar en apoyo con los funcionarios del Estado y del Condado para lograrlo.


2020 DelfinoCo Negocios.

All rights reserved: DelfinoCo